El caso 98, o «gordo Maxi» hace tiempo debe estar recordando el momento en que decidió hacer un fiesta de dos días. Ese hecho fue el punto inicial para terminar internado por coronavirus, comenzar un foco de contagio y terminar investigado por la Justicia provincial, la Federal y denunciado por el gobierno provincial.

El «gordo Maxi», como se lo conoció a través de un audio que se convirtió viral fue internado el 12 de junio en el Hospital Español.

En los días posteriores, se fueron conociendo cada vez más casos relacionados a su caso. Todos habían estado en la fiesta.

Incluso motivó un operativo para rastrear casos en cada vivienda de algunos de barrios de Maipú.

Este domingo, el caso 98 fue dado de alta luego de 16 días de internación en el Hospital Español, sin embargo quedó detenido por varias razones.

Por un lado, en la Justicia provincial se lo investiga por tenencia de armas luego de que en su casa se le encontrara una durante un allanamiento realizado a fines de la semana pasada.

Por otro lado, en la Justicia Federal ya se encuentra imputado por las drogas que le encontraron en su vivienda. Además se está esperando una pericia del celular ya que se lo secuestraron el viernes.

Finalmente, se encuentra la denuncia que le colocó el Gobierno provincial luego de que diera positivo. En ella se pedía que se lo investigue por violar el decreto nacional y exponer a la sociedad a la pandemia de coronavirus

Fuente: Diario UNO

Facebook Comments